Cuencos Tibetanos

Cuencos Tibetanos

Cuencos Tibetanos

Los cuencos tibetanos se obtienen casi siempre a partir de la aleación de siete metales, cada uno de los cuales simboliza un planeta.
• Oro: Sol • Plata: Luna • Mercurio: Mercurio • Cobre: Venus • Hierro: Marte • Estaño: Júpiter • Plomo: Saturno

Su sonido varía según las proporciones de los componentes de la aleación, la forma y el espesor del metal con que están hechos. Cuando se percute un cuenco tibetano se crean fuertes vibraciones que se propagan a lo largo del brazo y se difunden rápidamente por todo el cuerpo, masajeándolo en profundidad. Se crea así una concordancia de fase entre el cuenco tibetano y su poseedor, que muchas veces provoca un estado de vacuidad, de unidad y de profunda paz que va más allá del simple relajamiento.
El cuerpo humano es un conjunto de vibraciones y de ondas. Los órganos sanos vibran con la frecuencia justa y están “bien afinados”, mientras que los enfermos tienen una frecuencia alterada. Es por este motivo que el ultrasonido se utiliza en tratamientos fisioterapéuticos. Las vibraciones de los cuencos tibetanos atraen la frecuencia armónica original y estimulan el cuerpo que, al entrar en sintonía con la frecuencia de los cuencos, vuelve a encontrar por sí mismo sus propias frecuencias armónicas. Guiado por estas vibraciones, el cuerpo se une a las ondas vibratorias primordiales.

La elección de un Cuenco Tibetano

Si estás interesado en adquirir un cuenco tibetano has de saber que todos emiten sonidos diferentes según las condiciones físicas, psíquicas y emotivas del tañedor; además, cada persona tiene una frecuencia vibratoria particular, que se refleja en el cuenco, y percibe el sonido y sus vibraciones de manera diferente.

Beneficios de los Cuencos Tibetanos

Beneficios Cuencos

Los cuencos tibetanos son utilizados como métodos de curación, relajación y meditación, ayudando a su usuario a tener una vibración saludable, en todos los niveles orgánicos, mental, emocional y espiritual.

A continuación resumimos cuáles son las principales propiedades del cuenco tibetano:

• Ayuda a aliviar el estrés y reducir la ansiedad.

• Mejora la concentración, siendo útil para estudiantes o para la práctica de la relajación y la meditación.

• Equilibra los hemisferios cerebrales, estimulando la actividad de las ondas alfa.

• Ideal para conseguir una meditación más profunda.

• Ayuda a equilibrar y limpiar tanto los chakras como el aura.

• Mediante la vibración de la pituitaria o la hipófisis ayuda a equilibrar el sistema endocrino.

• Alivia los dolores de cabeza.

• Mejora la creatividad.

Además de los beneficios indicados anteriormente, los cuencos tibetanos sirven para armonizar las habitaciones y casas a nivel energético.